Una negrita desesperada por el pollazo blanco

0 vistas
|

Esta negrita está desesperada por el pollazo negro que palpita frente a ella mientras le acarician la vagina y juegan con su clítoris. NO aguanta más y al final se come esa polla casi con desesperación. Tiene tanto morbo que el tío se la folla también después a lo bestia, penetrando su vagina todo lo que puede. La negra nunca había follado con un blanco que tuviera la polla tan grande.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.